Madely Mata refrenda su talento al cello

La estudiante de la Universidad Autónoma de Nuevo León destaca en festival nacional celebrado en el Instituto Superior de Música de Veracruz, en la ciudad de Xalapa.

   

Su sensibilidad al ejecutar, su técnica con el violonchelo y el sello personal que imprimió a sus interpretaciones fueron la clave para que Madely Eileen Mata Gómez ganara el primer lugar y dos menciones honoríficas en el Festival Nacional de Música Infantil y Juvenil “Las notas de Guido”.

“Ya había participado en una edición anterior de este concurso, pero en esta ocasión, me sentí más segura en el escenario, porque disfrutaba y trasmitía la música hacia el público, y me siento muy contenta por haber hecho un buen papel y obtener un mejor resultado”, expresó la estudiante de noveno semestre de la Facultad de Música de la UANL.

En este concurso, la cellista de la Máxima Casa de Estudios logró el primer sitio en la categoría C (17 a 23 años de edad), una mención honorífica a la mejor interpretación de obra mexicana y fue alumna destacada de clase magistral impartida por la violonchelista Inna Nassidze.

“Las piezas que interpreté en el festival fueron La fantasía de Zyman, para chelo y piano, obra mexicana por la que recibí el premio y El capricho de Goltermann. Son piezas musicales totalmente diferentes, ya que la primera tiende a ser melancólica y la segunda tiene lapsos muy rápidos”, detalló Mata Gómez.

El Festival Nacional de Música Infantil y Juvenil “Las notas de Guido” se realizó del 24 al 29 de julio en Xalapa, Veracruz, y participaron 40 estudiantes en tres categorías, de 6 a 23 años de edad, provenientes de 12 estados del país.

La sede del certamen fue el Instituto Superior de Música del Estado de Veracruz, en donde los niños y jóvenes mostraron su talento musical con los instrumentos de cuerdas y viento: piano, guitarra, flauta, violonchelo y violín.

 

“Mi meta es ser reconocida mundialmente”

La música la trae en la sangre. Cuatro generaciones familiares han estado involucradas en ella. La pasión de Madely Eileen Mata Gómez por la música comenzó a los dos años de edad, primero inició tocando el violín, después el piano y desde los nueve años hasta la fecha, el violonchelo. Pero su meta es clara: ser reconocida en el mundo.

“Quiero que ser una de las músicos más reconocidas en el mundo, así como tocar de solista con las mejores orquestas”, expresó la estudiante de la Universidad Autónoma de Nuevo León.

Pero ¿qué le apasiona de la música? De acuerdo con la cellista, esa conexión que tiene con su instrumento y llegarle al público con las interpretaciones musicales.

“Para un músico, lo mejor es que el público te reconozca lo que tocaste y que lo has llenado. El mejor premio que puedo obtener de él es que me aplauda, porque eso indica que hice un buen trabajo”, añadió la joven universitaria.

Por
Eduardo Rodríguez Palacios
Fecha
Agosto 18 de 2017
Fotografía
Daniel Zamora Aguilar